El pasado 15 de septiembre conmemoramos los 50 años de la partida a la casa del Padre de nuestro fundador, el P. José Kentenich, con una misa en la Catedral de Monterrey, presidida por Mons. Rogelio Cabrera, Arzobispo de Monterrey.

 

Asistentes de todas las ramas de la Familia en Monterrey nos reunimos para agradecer a Dios por la vida y obra de nuestro fundador.

 

En su homilía Monseñor recordó al P. Kentenich, su legado, y cómo todos sufrimos, como sufrió el Padre, pero se sufre menos si estamos con Dios